Reseñas

3 cómics para empezar el verano

3 cómics para empezar el verano

Reseñas de: «Batman. Gotham Maldita», «Dr. Watson. El Gran Hiato», «Black Jack»

 

Batman gotham maldita

Batman. Gotham Maldita

El gran equipo formado por Doug Moench y Kelley Jones ,que tantas alegrías nos ha dado en el pasado con historias sobre Batman, se adentra esta vez en el universo Otros Mundos para ofrecernos esta delirante versión de la historia de Batman en una Gotham verdaderamente maldita, aislada del resto del mundo, donde los habitantes no pueden escapar.

Gobernada por los señores oscuros, solo un grupo de personas han tratado de enfrentarse a ellos, pero ahora, todos han muerto, incluidos los padres de Bruce Wayne. Lo que él no sabe es que le han estado preparando toda la vida para ese momento. Es hora de aceptar su legado como Hombre Murciélago y enfrentarse a todo el horror de Gotham sin sucumbir a la oscuridad. Para ello, contará con la ayuda de habituales de sus historias, como el Comisario Gordon, o Alfred, y algunos otros ligeramente transformados, como Cat Magik.


dr watson gran hiato

 

Dr. Watson. El Gran Hiato

Sherlock Holmes ha muerto. ¿Qué sucederá ahora con el Dr. Watson? Esa es la pregunta que tratan de responder Betbeder y Perovic en este tomo publicado por Yermo Ediciones.

Evidentemente, Watson no lo lleva bien, y tratará de descubrir qué ha sucedido y si Moriarty sigue vivo y atormentándolo. Esto le embarcará en un viaje tanto físico como mental, en una búsqueda que no sabe si tendrá fin, mientras lucha con sus demonios del pasado, especialmente a los que tuvo que enfrentarse en la guerra. Las respuestas, al final, quizás nos sean las que esperaba.

Un thriller entretenido, con sorpresa final, que agradará a los habituales lectores de las aventuras de Sherlock Holmes.

 

Black Jack Tezuka

Black Jack

Dejamos para el final lo mejor de esta tanda, un clásico, obra maestra nos atreveríamos a decir, de Osamu Tezuka (Adolf, MW) que se reedita, por fin, de forma digna en nuestro país. Ha sido Planeta Cómic la que ha tomado esa responsabilidad y nos ofrece este primer tomo de dos con más de 600 páginas donde se recogerán las aventuras de este curioso médico, que vive cientos de aventuras tratando de ayudar al prójimo mientras se enfrenta a dilemas morales.

Como siempre en una obra de Tezuka, guiones geniales y un dominio total del dibujo, así como la búsqueda constante de la innovación. Imprescindible.

Reseñas

Ayako, de Osamu Tezuka (Reseña)

Reseña de Ayako, de Osamu Tezuka

Ayako de Osamu Tezuka

Después de 13 años de la primera aparición de esta obra en España, Planeta nos la vuelve a ofrecer e una preciosa edición, digna del contenido.

Ya hemos hablado de otras obras de Tezuka en este blog, por lo que loar de nuevo las bondades del dios del manga no son necesarias.

Nos ceñimos entonces a la obra en si, teniendo en cuenta que comentamos el primer tomo solamente de los dos que consta la edición.

Ayako no es una historia, Ayako son muchas historias, con muchos protagonistas, aunque, probablemente, un solo tema, la codicia intrínseca al ser humano. La codicia que, por supuesto, conlleva otros muchos males. Habla por tanto, Ayako, de lo peor del ser humano, manifestado, sobre todo en este primer tomo, en la familia, concrétamente en las podridas relaciones de una familia tradicional japonesa.

Ayako

La historia comienza cuando Jiro Tenge vuelve de la guerra (1949). Al llegar a casa se encuentra con una sorpresa, tiene una nueva hermana pequeña de 4 años, que se ha convertido en la favorita de su padre. Pronto se dará cuenta de que en el nacimiento de Ayako hay un misterio, aunque él también está ocupado, pues se ha convertido en espía para poder sobrevivir en el campo de concentración.

Debido a una serie de desafortunados incidentes, Ayako es dada por muerta y se pasará casi 20 años encerrada en una habitación. Mientras, su familia se va desintegrando y ella crece, desconocedora del mundo actual. El tomo termina cuando Ayako por fin sale de su confinamiento ya en la década de los 70.

Ayako

Como veis, toda una trama de lo más compleja, donde Tezuka trata temas como la guerra, el asesinato, la política el sexo (incluyendo el incesto), o la inocencia perdida como sólo él sabe tratarlos. Y sin olvidar el espectacular dibujo y todo el despliegue a nivel visual y narrativo del que sólo él es capaz.

Una de las obras imprescindibles del maestro.

Reseñas

Bárbara, de Osamu Tezuka (Reseña)

Barbara Osamu Tezuka

Reseña de Bárbara, de Osamu Tezuka

Demasiado a menudo se utiliza la palabra genio para referirse a un artista. El problema es que en la mayoría de los casos no es cierto, se abusa del término. Y nadie está libre de este pecado. Sin embargo, si nos referimos a Osamu Tezuka, la cosa cambia, y es que el considerado Dios del Manga es un genio con todas las de la ley, y lo demuestra en cada una de sus obras, sean las mejores o las que él mismo considera menores.

Entre sus obras menos conocidas para el gran público (difícil conocerlas todas, pues su producción era ingente) se encuentra este Bárbara que nos ofrece en castellano ECC.

La obra se publicó por capítulos a comienzos de los años 70 en la revista Big Cómics, y la trama de los primeros capítulos pareció confusa a los lectores, por lo que el autor optó por incluir otros elementos que harían girar la historia en la segunda parte.

Yôsuke Mikura es un novelista de éxito que un día se encuentra a Bárbara en una estación. Es una bella pero andrajosa chica a la que decide ayudar y llevarla a casa. Alcohólica, recita a Verlaine. Mikura, que tiene sus propios problemas en forma de obsesiones sexuales, se verá ayudado por Bárbara de manera desinteresada, y, aunque siempre se deshace de ella porque se harta, esta termina por volver. La trama se complica poco a poco, aparecerán nuevos personajes, antiguos amantes, familiares, y descubriremos más de esta extraña mujer que bien podría ser una «musa» ¿O es acaso una bruja? El escritor sufrirá todo esto mientras su vida se convierte en un torbellino de emociones y de situaciones extrañas.

Barbara Osamu Tezuka

Con más de 400 páginas, Tezuka narra su particular visión sobre el arte, y la entrega del artista a su trabajo. Y ciertamente, cada página es un prodigio. De narrativa, de técnica, de diálogos, de inventiva… Cada viñeta es una lección sobre el cómic.

Como casi cada obra de Tezuka, imprescindible.